Evangelio Dominical

Publicado el 1 septiembre 2015 | por Pepe Barrascout

Lo que nos mancha no es lo que entra, sino lo que sale del corazón

Nada que entre de fuera puede manchar al hombre, lo que si lo mancha es lo que salde de dentro; porque del corazón del hombre salen las intenciones malas. Todas las maldades salen de dentro y manchan al hombre.

Video de la Homilia por Monseñor Víctor Hugo Palma, para el XXII Domingo del tiempo ordinario.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Subir ↑